MUNICIPALES INTERPONEN UN RECLAMO EN LA OIT, UNA VERDAD INCÓMODA.-.

Columna de Opinión

Por Julio Hermosilla M.-

 

 

Las cosas de la vida, como funcionario municipal, dirigente, y además de llevar desde el 2008 a la fecha, luchando por reivindicar nuestros derechos como trabajador, en el tema de la seguridad social, sustraídas en nuestras remuneraciones por años, desde el cambio de régimen previsional a las Administradoras de Fondos de Pensiones, al no tener una respuesta por parte de los organismos y autoridades competentes, un grupo de dirigentes decidió espontáneamente a viajar a la ciudad de Ginebra para presentar nuestra situación ante la Organización Internacional del Trabajo, al 108° Congreso.

Nunca me había preocupado de revisar algo de la historia de la Organización del Trabajo, pero las cosas curiosas ocurren, por algo que los seres humanos no podemos predecir el futuro, estuvimos en la OIT en sus 100 años de aniversario, y lo mínimo era saber que era y de que se trataba dicha organización del trabajo, encontrándome con la sorpresa de sus orígenes, postulados, creación en el año en l9l9, fue la culminación ­y a la vez el inicio­ de un movimiento para reglamentar internacionalmente las condiciones laborales, que fuera creada en el contexto de las Conferencias de Paz que pusieron fin a la Primera Guerra Mundial, Chile fue uno de los primeros países firmantes del protocolo de acuerdo que creaba la OIT, y en l925, en el contexto de la visita de Albert Thomas, su Director, nuestro país aprobó los decretos que lo ponían a la par con las disposiciones aprobadas en las distintas Conferencias del Trabajo, especialmente la de Washington de 1919.

Han pasado muchos años y mucha agua bajo el puente, no podré referirme a todos los acontecimientos y detalles importantes que permitieron la construcción de una organización internacional del trabajo y sus orientaciones, bastantes convenios fueron aprobados, lo esencial es que sean respetados y asumidos por todos los países para mejorar y beneficiar las condiciones laborales.

Una pequeña comitiva de dirigentes de la Federación Nacional de Trabajadores Municipales fuimos a la OIT para impulsar una queja dejada el año 2011 por una Confederación Nacional y la que debía reportar una recomendación, ocho largos años esperanzados y sin respuestas, nuestra sorpresa fue grande, la queja fue retirada y nunca tuvo ingreso formal, que pasó con esos dirigentes, asumirán las responsabilidades, juzguen ustedes los trabajadores

No es fácil estar en países tan lejanos y a un tan alto costo, descubrir esta verdad incómoda, que pasaría desapercibida u oculta para los trabajadores de todo el país, nuestro impulso inmediato fue preparar los antecedentes de las vulneraciones e ingresar el Reclamo ante la Organización Internacional el día 20 de Junio de 2019, por primera vez y como corresponde, ahora sí que tendremos una respuesta de verdad sea como sea.

Trabajadores Municipales, se hace patente la expresión  “Si la montaña no va a Mahoma, Mahoma va a la montaña”.

Deja un comentario